Santo en la Web y en la Red

25 de septiembre, 2023

Asesinada por asfixia. Su pareja se entregó y confesó el crimen.

Ella lo había denunciado pero había vuelto a vivir con él.


Brunella Yemi Curie Centeno, de e 23 años, fue estrangulada en su casa y tras el femicidio su pareja se entregó a la policía y confesó el femicidio.

La víctima desde el 14 de julio tenía un botón antipánico, pero había vuelto a convivir con Nahuel Maximiliano Shunk (27).

Además, pesaba sobre el joven una restricción perimetral, aunque en los últimos días ella se había presentado en el Centro de Atención a la Víctima y manifestado que no quería proseguir con la causa y que ambos estaban conviviendo nuevamente.

El femicidio de Brunella fue descubierto luego de que Shunk se presentó en la comisaría y confesó que había asfixiado a su pareja durante una discusión.

Los efectivos se trasladaron hasta la casa donde ambos residían donde hallaron a Brunella tendida sobre la cama, agonizando.

Los vecinos afirmaron haber escuchado una fuerte discusión de pareja al momento del hecho.

De acuerdo a la autopsia murió a causa de una asfixia mecánica.

En tanto, Shunk quedó detenido a disposición del fiscal José Marcos

Pasó en Tandil.

Seguir leyendo