Puntoseguido.com.ar | Santo en la Web y en la Red
INFO / ESPECTACULOS / DEPORTES / POLICIALES / POLITICA / ECONOMÍA / OTRO TEMA / INVITADO / LO QUE HAY QUE SABER / EDUCACIÓN, CIENCIA Y TECNOLOGÍA / AYUDA SOLIDARIA / SONRILANDIA / REGIONALES
jueves 6 de agosto, 2020
Sonrilandia

SONRILANDIA. INVENTO ARGENTINO. Llegaron los alfajores salados.

Se basó en un chiste popular.

Myriam Díaz, una mujer oriunda de la localidad cordobesa de Nono, en Traslasierra, creó alfajores de pollo, cabrito y ternera. Rápidamente, se convirtieron en un gran éxito.

La mujer contó que la idea surgió luego de escuchar una famosa broma que es muy utilizada en las canchas de fútbol para burlarse del rival: «Sos un alfajor de pollo, porque no existís».

“Empecé a pensar en que lo podía hacer existir, que no podía ser tan difícil, solo que debía ser salado. Después de varias pruebas salió, muy rico”, dijo Myriam a la radio local LU5AM.


«Ahora existe y es cordobés», es la frase que puede leerse en los envoltorios y en carteles publicitarios. Según trascendió, los alfajores cuestan $50 cada uno y su peso es de 80 gramos, apróximadamente el doble que uno dulce tradicional.

Con el furor de su creación, Myriam adelantó que está probando lanzar nuevos sabores, como «cerdo a la mostaza con romero» y «vitel toné», pero también existe la opción vegana, con berenjenas, champignon y morrón.