Puntoseguido.com.ar | Santo en la Web y en la Red
INFO / ESPECTACULOS / DEPORTES / POLICIALES / POLITICA / ECONOMÍA / OTRO TEMA / INVITADO / LO QUE HAY QUE SABER / EDUCACIÓN, CIENCIA Y TECNOLIGÍA / AYUDA SOLIDARIA / SONRILANDIA / REGIONALES
jueves 2 de abril, 2020
Info

EL «SURFER» DE LA PANAMERICANA FUE DETENIDO EN LA COSTA.

Se había fugado del domicilio hasta el que había sido escoltado por efectivos de Prefectura menos de un minuto después de arribar.

LO ÚLTIMO

Finalmente Federico Llamas (27) fue detenido en la localidad bonaerense de Ostende, donde tiene domicilio su madre. En la jornada también había sido allanada una vivienda pertenciente a su padre en Canning, también provincia de Buenos Aires.

Permanecerá con prisión domiciliaria en la casa donde fue detectado.


En un control de las fuerzas de seguridad sobre la Panamericana debido a la emergencia por el Coronavirus -reforzados desde ayer en todo el país- apareció una camioneta con una tabla de surf en el techo.

El conductor del rodado, un joven de 27 años, no tenía autorización para poder circular en el marco de la cuarentena obligatoria dispuesta por el Gobierno.

Al ser consultado por los uniformados indicó que regresaba de sus vacaciones en Brasil -país al que dijo que viajó el 8 de marzo- , que había ingresado a la Argentina a través de Paso de Los Libres y que se dirigía a su domicilio.

Ante la pregunta de una cronista manifestó “Alejate, alejate, no se me acerque mucho, usted no tendría que estar acá, tendría que estar en su casa» -el periodismo está exceptuado de cumplir con la cuarentena por ser considerado servicio esencial-. Tratando de dar explicaciones también decía “Vengo de vacaciones querida, ¿vos dónde te vas de vacaciones? ¿a Miami? Yo no me puedo ir a Miami, me tengo que agarrar el auto e irme de vacaciones acá a Brasil. Yo me fui el 8 de marzo de vacaciones”.

Como si esto fuera poco, se negó a bajar del vehículo -en un principio- al serle solicitado por efectivos de la Prefectura Naval Argentina, por lo que se le iniciaron actuaciones por resistencia a la autoridad.

La gota que derramó el vaso fue que, tras ser escoltado por personal de la mencionada fuerza de seguridad hasta su casa en el barrio porteño de Flores, el joven abandonó el inmbueble apenas los uniformados se retiraron, situación captada en video por un vecino.