Puntoseguido.com.ar | Santo en la Web y en la Red
INFO / ESPECTACULOS / DEPORTES / POLICIALES / POLITICA / ECONOMÍA / OTRO TEMA / INVITADO / LO QUE HAY QUE SABER / EDUCACIÓN, CIENCIA Y TECNOLOGÍA / AYUDA SOLIDARIA / SONRILANDIA / REGIONALES
martes 28 de septiembre, 2021
Info

María Eugenia Vidal y Lilita Carrió. Duras críticas contra Facundo Manes.

La interna se puso áspera. Primero de los muchos capítulos que va a tener la campaña pre- electoral.

El precandidato a diputado de la UCR, Facundo Manes, estuvo haciendo declaraciones que enojaron a sus competidores internos, los integrantes de Juntos por el Cambio.

«Facundo Manes está mintiendo. En Juntos por el Cambio tenemos la regla de no mentirnos. Manes miente descaradamente, nunca fui a ofrecerla una vicepresidencia a su casa. A mi me llevó Toty Flores, que fue siempre mi candidato a vicepresidente», dijo Elisa Carrió.

Poco después ratificó sus críticas a través de un audio que compartió en sus redes sociales, donde dio detalles de la charla que tuvo con Manes en 2015: “Lo único que yo le expliqué es que trate de no ser cabeza de lista de la vieja política, cosa que finalmente sucedió”.

“Las reglas de juego deben ser claras y la prohibición de la mentira entran dentro de las reglas de juego, no se admiten mitómanos, por lo menos en Juntos por el Cambio”.

Por su parte la exgobernadora María Eurgenia Vidal, refutó el ataque hacia la Ciudad y manifestó: «No tengo dudas de que el dinero de impuestos no irá a la campaña electoral».

 «Nosotros siempre vamos a rendir cuentas. Sería subestimar a la gente pensar que no lo vamos a hacer. Los bonaerenses saben lo que hicimos. En un año y medio tan triste para todos los argentinos donde todos tenemos algún familiar o conocido que perdió la vida por el virus, me parece una falta de respeto entrar en esa clase de chicanas. No voy a contestar en ese nivel», dijo Vidal.

La precandidata a diputada nacional por la Ciudad, trató de bajarle el tono a la discusión interna optando por un perfil más conciliador y explicó: «Nuestros adversarios son los niveles intolerantes de pobreza que tiene Argentina hoy; son los narcos que volvieron a avanzar en los barrios. Es trabajar contra las mafias que todavía están enquistadas».

«Mi esfuerzo está puesto ahí. En que el comerciante que tuvo su negocio durante 20 o 30 años, tenga la oportunidad de volver a abrir. Ahí están nuestros adversarios. No con nombre y apellido».