Puntoseguido.com.ar | Santo en la Web y en la Red
INFO / ESPECTACULOS / DEPORTES / POLICIALES / POLITICA / ECONOMÍA / OTRO TEMA / INVITADO / LO QUE HAY QUE SABER / EDUCACIÓN, CIENCIA Y TECNOLOGÍA / AYUDA SOLIDARIA / SONRILANDIA / REGIONALES
jueves 19 de mayo, 2022
Generic selectors
Exact matches only
Search in title
Search in content

Ver más...

Info

Príncipes en la mala. Andrés y Harry no recibirán medallas por el jubileo de la reina Isabel.

A los 2 se les quitó el título militar.

Los príncipes Andrés y Harry, hijo y nieto de Isabel II, se enfrentan a un nuevo desaire por parte de Palacio.

Se está considerando cómo eliminar otro de sus papeles como royals que aún no se les han quitado, el de consejeros de Estado.

Además, no recibirán las medallas con motivo del Jubileo de la soberana, el 70º aniversario de su subida al trono, que tendrá lugar este año, y que sí que recibirán otros militares veteranos.

El duque de Sussex perdió una serie de títulos, incluido el de Alteza Real, a raíz del Megxit y el duque de York ha sido despojado de sus cargos militares, sus patrocinios reales y de la dignidad de Alteza Real, a raíz de su vinculación por el Caso Epstein que podría enfrentarle a un juicio por abusos.

La medalla conmemorativa por el Jubileo de Platino de Isabel II se entregará el 6 de febrero, día en que accedió al trono, y se entregará a los miembros de las Fuerzas Armadas, la Policía, los bomberos y los servicios de emergencias.

Al haber perdido los dos sus títulos militares Andrés y Harry de Inglaterra no tendrán derecho a portar esta distinción.

Los miembros de la Familia Real que tengan títulos militares, podrán recibirlas y los únicos veteranos a los que se les hará entrega serán los condecorados con la Cruz de Jorge o la Cruz de la Victoria.

Andrés, noveno en la línea de sucesión al trono, y Harry, que ocupa el sexto puesto, de Inglaterra siguen siendo dos de los cuatro consejeros de Estado, que estarían llamados a ocupar el lugar de la Reina en caso de que esta no pudiera desempeñar sus funciones por enfermedad o ausencia en el extranjero.

Estarían autorizados a llevar a cabo la mayoría de los deberes oficiales de la monarca, incluido firmar importantes documentos, la asistencia a las reuniones del Consejo privado y la recepción de credenciales de los nuevos embajadores acreditados en el Reino Unido.

Los otros dos consejeros de Estado son el príncipe Carlos, heredero al trono, y el príncipe Guillermo, segundo en la línea de sucesión.

De no arreglarse se podrían producir situaciones tan peculiares como que el duque de York tuviera que firmar documentos oficiales porque el príncipe de Gales y el duque de Cambridge se encontrasen en el extranjero y la Reina hubiera caído enferma.

A pesar de que el personal de Palacio ya está valorando esta opción, lo cierto es que no podrán ser despojados de estas funciones sin que primero se apruebe una ley en el Parlamento.

Por ley, los consejeros de Estado son el consorte de la monarca y las próximas cuatro personas en la línea de sucesión mayores de 21 años.