Santo en la Web y en la Red

24 de junio, 2024

Avalancha sepultó una aldea de Papúa Nueva Guinea. La ONU estima que hay más de 670 muertos.

Hallaron 5 cadáveres y los socorristas trabajan en el lugar.

Más de 670 personas podrían haber muerto en una avalancha de tierra que sepultó una aldea remota al norte de Papúa Nueva Guinea, según estimó una agencia de Naciones Unidas.

Las autoridades locales dijeron que solo pudieron recuperar cinco cadáveres.

La tragedia ocurrió en la aldea de Kaokalam, a 600 kilómetros de la capital del país, Port Moresby.

Gran parte del poblado quedó enterrado por una capa de entre seis y ocho metros de rocas y piedras.

El responsable de la Organización Internacional para las Migraciones (OIM) en Papúa Nueva Guinea, Serhan Aktoprak, afirmó, se teme que más de 670 personas hayan perdido la vida.

”El equipo nos ha informado de que es difícil confirmar el número real (de fallecidos) mientras continúan los esfuerzos de búsqueda y rescate”, afirmó Kesang Phuntsho, responsable de la oficina de Naciones Unidas en Papúa Nueva Guinea. Además de los cinco cadáveres recuperados, la delegación de la ONU indicó en un informe que hay un número indeterminado de heridos.


El comunicado oficial de la ONU también es más cauto respecto al número de casas sepultadas por el alud, que cifra entre 50 y 60, además de una escuela, una iglesia, huertos y vehículos.

El informe de Naciones Unidas indica que la zona del desastre sigue siendo peligrosa por el riesgo de nuevas avalanchas, por lo que trabajan en la evacuación de los sobrevivientes.

Seguir leyendo