Puntoseguido.com.ar | Santo en la Web y en la Red
INFO / ESPECTACULOS / DEPORTES / POLICIALES / POLITICA / ECONOMÍA / OTRO TEMA / INVITADO / LO QUE HAY QUE SABER
domingo 8 de diciembre, 2019
Invitado

LIC. GLORIA GROSMAN. Abuso sexual infantil.

Definiendo que es un abuso infantil.

El abuso sexual infantil es un delito que existe cuando un adulto utiliza a un niño, niña o adolescente para: estimularse sexualmente; cuando un adulto estimula sexualmente a un niño, niña o adolescente o cuando los utiliza para estimular a otra persona.

Aunque no haya penetración igualmente hay  abuso.

En general los niños no suelen contar lo que les ocurrió,  por vergüenza, por temor a  que no les crean o porque han sido amenazados por el adulto abusador.

 Cualquier niño puede ser víctima de abuso sexual. En general los abusos ocurren dentro de la familia, un familiar directo, alguien muy cercano, vecino, amigo de sus padres o también  en la escuela y por grooming (internet).

En la mayoría de los casos es un varón el agresor.

Debemos hablar con los niños y/ o adolescentes.

Hablar de sexualidad,  es de suma importancia hacerlo, no hay una edad especial para hablar con ellos incluyamos a los niños más pequeños también, hablando un lenguaje que comprendan y sea acorde a su edad.

Hablar de sexualidad es hablar de sus cuerpos  y sus cuidados. Darles información de las diferencias sexuales y de cómo proteger su cuerpo en la medida de sus posibilidades.

Expliquémosles  a nuestros hijos que no tengan  miedo  ni vergüenza de contarles a sus padres, ya que les  creerán  y los ayudaran.

La comprensión y contención de sus padres,  es muy importante para ellos.

El abuso sexual es una agresión desde el poder de un adulto, teniendo en cuenta la desigualdad adulto-niño.

 En general  suelen hacerlo con niños o niñas más vulnerables.

El abusador no tiene presente las consecuencias de lo que le pasará a este menor. No tiene registro.

Es patológico,  puede consumir drogas, alcohol.

Son muchas las consecuencias de estos niños, niñas o adolescentes.

Estamos hablando de un hecho traumático.

En lo psicológico: miedos, fobias, ansiedad, depresión, baja autoestima, sentimiento de culpa, aislamiento social y muchos  otros.

También consideremos lo físico, para atenderlos lo antes posible con  un médico para que lo revise. (Golpes, cortes, marcas.) .

La ayuda psicológica es muy importante para los niños y adolescentes que han pasado por esto: para poder hablarlo, dibujarlo, dramatizarlo  o jugarlo.

Ayudar a que pueda sacarlo afuera y comprenderlo.

La confianza con sus padres y buena comunicación es muy importante en estos casos.

Lamentablemente día a día aparecen nuevos casos, por eso hablemos, abramos canales de comunicación con nuestros hijos, eso es hacer prevención de esto que nos está pasando y  que atenta la integridad de niños y adolescentes.

INVITADA
Lic. Gloria Grosman: especialista en niños y familias