Puntoseguido.com.ar | Santo en la Web y en la Red
INFO / ESPECTACULOS / DEPORTES / POLICIALES / POLITICA / ECONOMÍA / OTRO TEMA / INVITADO / LO QUE HAY QUE SABER / EDUCACIÓN, CIENCIA Y TECNOLOGÍA / AYUDA SOLIDARIA / SONRILANDIA / REGIONALES
lunes 15 de agosto, 2022
Generic selectors
Exact matches only
Search in title
Search in content
Post Type Selectors
Policiales

María Marta García Belsunce. Una testigo pidió al tribunal que Pachelo abandonará la sala de audiencias porque le daba «pánico».

Afirmó que estando en la casa del acusado jugando con un perro al que llamaban ‘Tom’ sin saber que era la mascota de la víctima.

Una testigo pidió que Nicolás Pachelo se retirara de la sala de audiencias porque le daba «pánico” declarar en su presencia en el juicio por el crimen de María Marta Gacía Belsunce.

Recordó un episodio en el que el exvecino intimidó a su padre, lo que provocó que el acusado pidiera nuevamente la palabra al tribunal.

El fiscal general adjunto de San Isidro, Patricio Ferrari, al convocar al estrado a declarar a Débora Lauces, pidió al Tribunal Oral en lo Criminal (TOC) 4 de San Isidro que el acusado sea retirado de la sala, lo que fue admitido con consentimiento de la defensa y del propio imputado.

En su relato, Lauces dijo que años atrás Pachelo entró a la casa de su padre sin permiso y con una mano en un bolsillo de su campera para increparlo porque había dejado ingresar al Carmel a una persona con la que anteriormente él había tenido un problema.

“Parecía que algo tenía, no vi, pero hacia un movimiento”, afirmó la mujer.

La testigo se refirió a «Tom», el perro labrador negro de María Marta, aportando el nombre de una amiga, Raquel Fait, quien le dijo que una vez estuvo en la casa de Pachelo, en Carmel, jugando con ese mismo perro sin saber que se trataba de la mascota de la víctima.

La testigo relató un hecho que vivió unas semanas atrás, cuando recibió en su teléfono de línea fija una llamada y al atender sólo escuchó la respiración de una persona.

“A mí me llamó la atención, no lo vinculo, pero justo que estoy en esta situación de testigo y nunca me había pasado”, dijo Lauces.

Tras la declaración de la mujer, Pachelo pidió al tribunal volver a declarar y desmintió todo sus dichos, que escuchó desde un cuarto lindero.

Dijo que eran «mentiras e incongruencias”.

También declaró el abogado Juan Pablo Vigliero, quien fue defensor de Nora «Pichi» Burges de Taylor, amiga de María Marta.

Vigliero dijo que a principios de 2003, cuando fue a la fiscalía de Pilar con Taylor a realizar una presentación en el marco de la causa por el crimen de María Marta.

«Cuando salimos de la fiscalía, a bordo del auto, vimos una persona que para mí era Nicolás Pachelo. Nos sorprendió y con sus manos hizo un ademán como que nos disparaba y dijo ‘pum’ y se sopló los dedos», recordó Vigliero .

El abogado aseguró que «Pichi» Taylor quedó «muy conmocionada» y que pidió “protección policial expresamente por los hijos, que eran chicos y estaban dando vueltas por la zona».