Puntoseguido.com.ar | Santo en la Web y en la Red
INFO / ESPECTACULOS / DEPORTES / POLICIALES / POLITICA / ECONOMÍA / OTRO TEMA / INVITADO / LO QUE HAY QUE SABER / EDUCACIÓN, CIENCIA Y TECNOLOGÍA / AYUDA SOLIDARIA / SONRILANDIA / REGIONALES
viernes 3 de diciembre, 2021
Policiales

Asesinó al novio de su ex. Hirió de gravedad a la mujer.

El hombre recibió un tiro en la cabeza y la joven 2 balas en el tórax.

Un efectivo de la Policía bonaerense mató de al menos un balazo en la cabeza al novio de su expareja, a la que también hirió de gravedad, luego de atacarlos a tiros cuando ambos estaban en un automóvil en Berazategui.

El hecho ocurrió a pocos metros del Camino Centenario donde se encontraban las víctimas, identificadas por la Justicia como Lucas Saavedra (33) Laura Figueroa (31).

Se puso a la par del vehículo una camioneta utilitaria Peugeot Partner de color negra, conducida por Ramón Mieres, expareja de Figueroa, con quien tiene una hija en común, y miembro de la división Narcotráfico de la Policía bonaerense.

Mieres comenzó a dispararles a ambos, quienes se bajaron del automóvil para intentar escapar pero finalmente cayeron al suelo gravemente heridos.

Tras ello, el policía huyó del lugar pero finalmente fue detenido a las pocas cuadras.

Testigos escucharon los disparos y alertaron a la Policía, mientras que también a pocos metros se llevaba a cabo un control vehicular, por lo que el accionar de los efectivos fue inmediato.

Figueroa tenía al menos dos disparos en el torso y Saavedra un impacto de bala en la cabeza, y ambos fueron trasladados de urgencia al hospital Evita Pueblo.

Saavedra falleció como consecuencia de la herida de arma de fuego en la cabeza, mientras que Figueroa permanecía internada en estado crítico.

Peritos de la Policía Científica y efectivos de la comisaría 3ra. de Berazategui, quienes recogieron sobre el asfalto ocho vainas servidas de calibre 9 milímetros, añadieron las fuentes consultadas.

Secuestraron su pistola reglamentaria Bersa Thunder, que tenía siete cartuchos intactos y uno en la recámara.