Puntoseguido.com.ar | Santo en la Web y en la Red
INFO / ESPECTACULOS / DEPORTES / POLICIALES / POLITICA / ECONOMÍA / OTRO TEMA / INVITADO / LO QUE HAY QUE SABER / EDUCACIÓN, CIENCIA Y TECNOLOGÍA / AYUDA SOLIDARIA / SONRILANDIA / REGIONALES
lunes 21 de septiembre, 2020
Policiales

MOTÍN EN DEVOTO. Acordaron agilizar las prisiones domiciliarias.

11 penitenciarios heridos, un preso fracturado pero no sería el único.

Presos del penal de Villa Devoto revuelta con incidentes en reclamo de excarcelaciones ante la pandemia.

Hay 11 penitenciarios heridos, un preso que se cayó del techo y se fracturó, y habría más heridos entre la población carcelaría.

La protesta comenzó cerca de las 8 de la mañana y se extendió hasta el atardecer con presos en los techos del módulo 1.

Se firmó un acta entre los delegados de cada uno de los pabellones, jueces de casación, el procurador penitenciario y funcionarios del Servicio Penitenciario Federal, del ministerio de Justicia y de Derechos Humanos.

Se pusieron de acuerdo en que se restablezca la normalidad y ningún preso sea trasladado por lo sucedido .

Se acordó una mesa de diálogo donde se analizará la posibilidad de agilizar las prisiones domiciliarias para presos que integren la población de riesgo ante el coronavirus, la conmutación de penas, la ley de cupo; extranjeros con domicilio en la República Argentina; Informes Médicos realizados por Médico Forense; y tratamiento de los diferentes tipos de métodos alternativos de cumplimiento de la pena.

«Nos negamos a morir en la cárcel», decían los carteles que colgaban del techo del penal, desde donde los internos arrojaban piedras y se los veía con facas en las manos.

Adentro habían prendido fuego los colchones y mandaban los videos a través de los celulares que por la pandemia pueden tener. Se escucharon detonaciones de las armas de los penitenciarios que controlaron desde el perímetro de la cárcel.

Luego de la firma del acta fueron bajando y el se empezó la recorrida por los pabellones para determinar la cantidad de internos heridos y las condiciones en las que quedó el penal.

Los presos comenzaron por copar dos plantas del penal que tiene capacidad para 1.683 internos y que está dividido en seis unidades.

Los internos reclaman a las autoridades judiciales la liberación de quienes están en el grupo de riesgo de contraer coronavirus.

Se acrecentó luego de que se confirmara que a un penitenciario le diera positivo de coronavirus y permanece internado en una clínica de Monte Grande.

Los detenidos reclaman que se les otorguen prisiones domiciliaria aquellos que están en condiciones de recibirlas según los criterios establecidos en las acordadas alcanzadas por la Cámara de Casación Criminal y Correccional de la Capital Federal y por la Cámara Federal de Casación Penal.

La Cámara de Casación recomendó a los jueces de ese fuero que extremen los recaudos para contribuir con la disminución de la población carcelaria.

Los presos que encabezaban el reclamo se quejan de que las recomendaciones de los tribunales superiores solo la obtuvo un bajo porcentaje de detenidos que lograron salir de los penales.

Durante las 10 horas en las que se extendieron los incidentes, personal de la Policía de la Ciudad desplegó efectivos del cuerpo de infantería, grupos de dispersión y unidades de bomberos en forma preventiva y para asegurar el perímetro exterior.

El juez federal Julián Ercolini, junto al fiscal Eduardo Taiano, son quienes están a cargo de la causa por la revuelta.