Puntoseguido.com.ar | Santo en la Web y en la Red
INFO / ESPECTACULOS / DEPORTES / POLICIALES / POLITICA / ECONOMÍA / OTRO TEMA / INVITADO / LO QUE HAY QUE SABER / EDUCACIÓN, CIENCIA Y TECNOLOGÍA / AYUDA SOLIDARIA / SONRILANDIA / REGIONALES
sábado 29 de enero, 2022
Generic selectors
Exact matches only
Search in title
Search in content

Ver más...

Policiales

Nene de 5 años asesinado. Tenía signos de abusos sexuales de vieja data y recientes.

Sufrió golpes de puño y patadas. Así lo determinó la autopsia.

Lucio Dupuy, el nene de 5 años asesinado en La Pampa, sufrió golpes de puño y patadas. Así lo determinó el informe de la autopsia que le fue entregado al equipo especial de fiscales que investigan las circunstancias que rodearon el crimen y que deben definir la situación procesal de las dos mujeres acusadas, la madre de la víctima, Magdalena Espósito Valenti, y su novia, Abigail Páez.

El resultado de la necropsia también habría indicado que el niño tenía signos de abusos sexuales de vieja data y recientes.

El médico forense Juan Carlos Toulouse, profesional a cargo de la necropsia, había dicho: “En mis casi 30 años de profesión nunca vi algo así”.

Toulouse le entregó el informe de autopsia a los fiscales Verónica Ferrero, Walter Martos y Marcos Sacco, integrantes del equipo especial de trabajo conformado para investigar el homicidio que conmovió al país.

El fiscal Martos, personal de la Agencia de Investigación Científica (AIC) y detectives de la policía de La Pampa hicieron un allanamiento en la casa de Santa Rosa donde vivían la víctima y las dos acusadas, la escena del crimen, donde se secuestraron dispositivos electrónicos y se tomaron fotografías.

El fiscal Sacco viajó a General Pico para reunirse con el padre de Lucio, Christian Dupuy, y con el resto de la familia paterna para explicarles el avance de la causa y los derechos que tienen en el expediente como víctimas.

No descartaron que con el avance de la investigación se pueda ampliar la imputación que pesa sobre las dos imputadas. Espósito Valenti , de 24 años, está acusada de homicidio agravado por el vínculo, y su pareja, de 27, de homicidio simple.

Durante la audiencia donde fueron indagadas por la fiscal Ferrero, que estaba de turno el día del homicidio, ambas acusadas se negaron a declarar.