Puntoseguido.com.ar | Santo en la Web y en la Red
INFO / ESPECTACULOS / DEPORTES / POLICIALES / POLITICA / ECONOMÍA / OTRO TEMA / INVITADO / LO QUE HAY QUE SABER / EDUCACIÓN, CIENCIA Y TECNOLOGÍA / AYUDA SOLIDARIA / SONRILANDIA / REGIONALES
viernes 30 de octubre, 2020
Política

Ministro Cafiero. Cuestionó a la oposición por lo que denomino «el discurso del odio».

«Va camino a convertirse en una ultraderecha antidemocrática y ultraderecha minoritaria».

El jefe de Gabinete, Santiago Cafiero, declaró ante el Senado que «es central que se avance en el diálogo democrático entre los distintos poderes» para lograr «una agenda de desarrollo que todavía está inconclusa en el país».

En una sesión especial que abrió la vicepresidenta y titular de la Cámara alta, Cristina Fernández de Kirchner de la que participan 65 senadores, Cafiero comenzó a enumerar las medidas adoptadas para paliar los efectos de la pandemia de coronavirus.

Dijo que el actual Gobierno no se «escudará» en la existencia de «una crisis global» para justificar la crisis económica y social que afecta al país, pero pidió que «se reconozca con la gravedad que corresponde», en el marco del contexto internacional.

«El Indec reflejó datos que nos duelen» y que «tienen que ver con la herida social» en el segundo trimestre del año, como el aumento de la pobreza y de la indigencia, cifras que, dijo, «quedarán en la historia y en la memoria».

Sostuvo que Argentina está atravesando «una doble crisis» como consecuencia de la crisis de la balanza de pagos del período de 2018 y 2019 registrado por el anterior modelo «de especulación financiera», y por la crisis global de la pandemia de coronavirus.

«Sin embargo, nosotros no venimos a poner excusas ni a hablar de herencias ni a prometer semestres o lluvias de inversión que terminaron siendo lluvias de endeudamiento», dijo ante los senadores el jefe de Gabinete en su informe de gestión.

Cafiero advirtió que si no se hubieran tomado las medidas que se adoptaron desde que comenzó el aislamiento social y obligatorio, la crisis «hubiera golpeado mucho más duro» y cuestionó las «falsas noticias» difundidas durante la pandemia.

El funcionario ponderó o la reestructuración de la deuda lograda por el Gobierno y advirtió que este plan «no se hizo para volver a los fracasos ni para hacer lo mismo pero más rápido», sino que se llevó a cabo para «reconstruir un modelo de país de la producción y del empleo».

«La aceptación de la reestructuración de la deuda, del 99 por ciento, es un número histórico. Estamos cumpliendo ese compromiso de negociar la reestructuración de una deuda que había sido totalmente irresponsable a la hora de ser sostenida solo para sostener ese modelo que lo único que hizo fue generar más pobreza y exclusión», señaló

Afirmó que «toda la actividad industrial y comercial funciona hace meses», aseguró que ya no hay restricciones «agudas» como en el inicio de la pandemia de coronavirus, y cuestionó a la oposición por «convocar a marchas del contagio».

Al brindar su segundo informe de gestión ante la Cámara de Senadores, Cafiero defendió la implementación del aislamiento obligatorio para contener el avance de coronavirus en el país y fortalecer, al mismo tiempo, el sistema de salud de la Argentina.

«Les pido no repetir los títulos de los medios sin tener en cuenta con claridad de qué hablamos. La gestión de la pandemia se inició en marzo. Debíamos fortalecer el sistema de salud. Debíamos preparar a los médicos para enfrentar a un virus que nadie conocía; esa gestión de marzo no tiene nada que ver con la de hoy», declaró.

Recordó que en el inicio del aislamiento social, preventivo y obligatorio «había restricciones más precisas y agudas que hoy no están» y graficó: «Nadie puede decir que la restricción de la circulación sea la misma hoy que en marzo».

«La actividad productiva está totalmente funcionando», aseveró Cafiero, pero admitió que todavía «quedan actividades económicas como turismo y espectáculos, que tienen ciertas limitaciones».

En ese contexto, cuestionó las marchas convocadas por sectores de la oposición, durante los últimos meses, a las que calificó como «marchas del contagio».

«Convocar a marchas del contagio no va a ayudar a que la Argentina se recupere. La pandemia está ahí afuera. No naturalicemos los números de contagios y muertes», reclamó.

Además, recordó que Argentina «conserva una tasa de mortalidad baja porque supo fortalecer su sistema de salud», y les pidió «dar el ejemplo».

Por otro lado, Cafiero subrayó que el Gobierno está trabajando para «asegurar las dosis necesarias» de la vacuna contra la Covid-19 en el país.

«No vamos a autorizar ninguna vacuna que no tenga todos los requisitos necesarios para aplicarse en nuestro territorio», advirtió y dijo que la primera etapa de vacunación «seguramente estará destinada para la población de riesgo y los trabajadores de la salud