Puntoseguido.com.ar | Santo en la Web y en la Red
INFO / ESPECTACULOS / DEPORTES / POLICIALES / POLITICA / ECONOMÍA / OTRO TEMA / INVITADO / LO QUE HAY QUE SABER / EDUCACIÓN, CIENCIA Y TECNOLOGÍA / AYUDA SOLIDARIA / SONRILANDIA / REGIONALES
lunes 23 de noviembre, 2020
Política

SERGIO BERNI. Las manifestaciones de policías fue «un intento de desestabilización».

Consideró justo el reclamo salarial.

 Sergio Berni, aseguró que en esas protestas hubo “barrabravas y otros actores a los que siempre se ve en los conflictos” y advirtió que su administración va a llevar adelante “una auditoría muy finita para determinar responsabilidades”.

“El castigo lo aplica la ley, que la ejecutan los fiscales. Nosotros vamos a hacer lo que tengamos que hacer dentro de la legalidad. Hay mucho para ver acá, hay que separar la paja del trigo. No es lo mismo aquel que sacó su patrullero y lo dejó en el piquete, que aquel que no pudo ir a trabajar porque no tenía ese patrullero. Hay muchas situaciones», explicó el funcionario en TN.

“Es la primera vez que la Provincia no se deja extorsionar por todo lo que vimos y que se culmina con el anuncio histórico”, en referencia a la conferencia de prensa que encabezó el mandatario provincial en la adelantó el aumento.

«En muchos casos (los efectivos que participaron de las manifestaciones) fueron extorsionados para que hicieran eso. Desde el punto de vista de la conducción policial, hay que hacer una auditoría muy finita para determinar responsabilidades”, agregó el ministro.

“Pero el gobernador decidió solucionar el problema. Por eso decidimos hacer la conferencia de prensa. Había que garantizar el orden público durante cuatro días en medio de esa situación en la que se mezclaban policías muy jóvenes, exonerados o retirados, y un montón de gente, barrabravas y otros actores a los que siempre se ve en los conflictos”, resaltó.

Berni negó haber tenido alguna comunicación con los uniformados que encabezaron los reclamos. “¿Cómo voy a tomar contacto con alguien que está delinquiendo?”.

Para el ministro, estas manifestaciones fueron “un intento de desestabilización» 

“Nos hicieron creer que era una lucha contra las mafias y le estuvimos pagando un año el sueldo a un policía que estuvo cumpliendo suspensión en su casa por pegar una patada en un partido de fútbol”, cuestionó al referirse a la gestión de la anterior gobernadora, María Eugenia Vidal.

Por otra parte, también respaldó las exigencias de los uniformados al considerar que “no puede ser que un efectivo tenga que salir a trabajar empujando el patrullero, como lo vimos hoy, o que no puedan estar seguros, que tengan que viajar 300 o 400 kilómetros y estar varios días trabajando”.

“Lo digo con total honestidad, sabíamos que estábamos ante la puerta de un conflicto. No hace falta saber mucho de seguridad para saber de la crisis de la Policía. No solo del salario, sino de sus condiciones laborales. La verdad es que la respetamos muy poco a la Policía”, lamentó