Puntoseguido.com.ar | Santo en la Web y en la Red
INFO / ESPECTACULOS / DEPORTES / POLICIALES / POLITICA / ECONOMÍA / OTRO TEMA / INVITADO / LO QUE HAY QUE SABER / EDUCACIÓN, CIENCIA Y TECNOLOGÍA / AYUDA SOLIDARIA / SONRILANDIA / REGIONALES
viernes 1 de julio, 2022
Generic selectors
Exact matches only
Search in title
Search in content
Post Type Selectors
Info

Avión bajo investigación. Trasladaba asientos y panel de instrumentos para un modelo de auto que Volkswagen produce en Argentina.

Allanaron el hotel donde estaban iraníes y venezolanos. Incautaron una computadora y otros dispositivos móviles.

El juez federal de Lomas de Zamora Federico Villena ordenó a la Policía de la Ciudad de Buenos Aires la pericia de una computadora y otros dispositivos móviles incautados a los iraníes que llegaron a Ezeiza en un avión de carga venezolano.

El magistrado apartó de la investigación a la Policía Federal porque están involucradas en la misma. Antes, esa fuerza de seguridad había realizado el operativo en el hotel Plaza Central Canning, donde estaban los tripulantes de Irán y Venezuela.

El Boeing 747-300M -matrícula YV3531-de la empresa Emtrasur está retenido desde el pasado 8 de junio. Los agentes habían revisado las habitaciones y secuestraron teléfonos, pendrives, computadoras y documentación.

Por otro lado, el gobierno de Paraguay, país por donde anteriormente había pasado la aeronave, decidió echar a dos funcionarios de la Dirección Nacional de Aeronáutica Civil (DINAC). Uno de ellos era el administrador del Aeropuerto Guaraní Luis Afara, que otorgó el permiso para aterrizar.

El ministro del Interior paraguayo, Federico González, dijo que el avión iraní trasladó en el país cigarrillos de la tabacalera que es propiedad del ex presidente Horacio Cartes. También había señalado que tras las sospechas, emitió un alerta a argentina y otros países de la región.

Por ese motivo, diputados de Juntos por el Cambio reclamaron a Cancillería que comunique la información que recibió de Paraguay sobre el avión actualmente inmovilizado en el aeropuerto de Ezeiza.

El pedido de informe realizado por una docena de legisladores de la coalición opositora pidió saber si el embajador argentino en Paraguay, Domingo Peppo, sostuvo reuniones con autoridades de dicho gobierno donde se le comunicara la existencia y situación del avión.

En los últimos días trascendió que la aeronave está sancionada por la Oficina de Control del Tesoro de los Estados Unidos y se supo que transportaba piezas para la fabricación de asientos y panel de instrumentos para un modelo de auto que Volkswagen produce en la Argentina, en su plante de General Pacheco.

Por ello, la empresa emitió un comunicado donde indicó que  «no tiene relación alguna con la situación del avión» de origen venezolano. «Volkswagen Argentina S.A compra a SAS Automotriz los instrumentos para el modelo Taos suministrados por SAS. La relación entre el forwarder (agente de carrera) y la compañía aérea para que las piezas lleguen a la Argentina es algo que Volkswagen Argentina desconoce”, sostuvieron.

La compañía SAS Automotriz aclaró que se contrató el avión para el transporte de componentes provenientes de la ciudad de Querétaro, México.

SEGUIR LEYENDO.