Puntoseguido.com.ar | Santo en la Web y en la Red
INFO / ESPECTACULOS / DEPORTES / POLICIALES / POLITICA / ECONOMÍA / OTRO TEMA / INVITADO / LO QUE HAY QUE SABER / EDUCACIÓN, CIENCIA Y TECNOLOGÍA / AYUDA SOLIDARIA / SONRILANDIA / REGIONALES
martes 18 de mayo, 2021
Info

Ocultó síntomas de COVID. Certificado PCR trucho. Llegó a Ezeiza desde Miami. Viajó con 259 pasajeros y 12 tripulantes.

Está detenido. Santiago Solans Portillo tenía 38.5 grados se fiebre al llegar a nuestro país.

Un joven fue detenido en el aeropuerto de Ezeiza acusado de esconder síntomas de covid-19, viajar con un resultado de PCR falso y resistirse a la autoridad. El viajero había arribado desde Miami, Estados Unidos.

El argentino de 29 años llegó en un vuelo de American Airlines. Consiguió un certificado que indicaba que no tenía síntomas de coronavirus y abordó el avión donde viajaban 259 personas y 12 tripulantes.

Según comentó, viajó al país de América del Norte para vacunarse pero se detectó en las cámaras térmicas que tenía una fiebre de 38,5 grados. Entonces fue apartado de la fila y comenzó el operativo para corroborar su estado de salud.

El acusado fue identificado como Santiago Solans Portillo, licenciado en Comercio Exterior dueño de una empresa de servicios de hidrolavados de casas y edificios, con domicilio en Capilla del Señor.

La policía Aeroportuaria determinó que recibió unas horas antes de viajar el resultado de un PCR positivo a su celular. Ante esta situación, consiguió un certificado expedido por un profesional de “Doctor Now” en Florida, que informaba que no tenía síntomas.

En Ezeiza le hicieron un test de antígenos y PCR y ambos volvieron a darle positivo. Ahora Solans se encuentra en custodia policial en un hotel en la Ciudad de Buenos Aires.

«Por un irresponsable y egoísta hoy corren riesgo 200 personas que viajaron haciendo lo correcto. Esta persona está detenida y tiene una situación judicial complicada que se agravará drásticamente si alguno de los pasajeros desarrolla síntomas en los próximos días. Le podrían caber hasta 15 años de prisión», comentó la directora de Nacional de Migraciones, Florencia Carignano.


Interviene en la causa el juez Federico Villena, del Juzgado Federal de Primera Instancia en lo Criminal y Correccional de Lomas de Zamora. A Solans podría aplicársele el artículo 202 del Código Penal, sobre delitos de «propagación dolosa y propagación culposa de una enfermedad peligrosa y contagiosa», que tiene una pena de entre 3 y 15 años. 

SEGUIR LEYENDO.